PUBLICIDAD 1M

Papa Francisco reitera preocupación por prolongación de la crisis en Nicaragua

El pontífice insiste en un "diálogo diplomático respetuoso" con la dictadura Ortega-Murillo

Papa Francisco

El papa Francisco desde la ventana del Palacio Apostólico tras el rezo del primer Ángelus del año 2024. Foto: EFE/Claudio Peri

/ Efe / Efe

8 de enero 2024

AA
Share

El papa Francisco volvió a expresar su profunda preocupación por la prolongación de la crisis sociopolítica en Nicaragua y las dolorosas consecuencias que ha dejado a la sociedad, en particular, a la Iglesia católica, que hasta este enero acumula 203 religiosos y religiosas perseguidas, desterrados o encarcelados por la dictadura.

"Sigue siendo preocupante también la situación de Nicaragua; es una crisis que se prolonga desde hace tiempo con dolorosas consecuencias para toda la sociedad nicaragüense, en particular para la Iglesia católica", dijo el pontífice durante en el tradicional discurso de comienzos de año ante el cuerpo diplomático acreditado ante la Santa Sede.


También reiteró su invitación a la dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo a un "diálogo diplomático respetuoso", tal como ha venido haciendo desde principios de 2023.

"La Santa Sede no cesa de invitar a un diálogo diplomático respetuoso del bien de los católicos y de toda la población", subrayó.

Esta es la segunda vez, en lo que va de 2024, que el papa Francisco se pronuncia sobre la situación de Nicaragua. El 1 de enero de 2024 su “preocupación” por la detención de sacerdotes católicos en Nicaragua y pidió que “se busque siempre el camino del diálogo” para superar los problemas.

Pide un mayor compromiso con el derecho humanitario

El pontífice también pidió este lunes 8 de enero "un mayor compromiso de la comunidad internacional" con el derecho humanitario en un momento en el que no hay "una distinción entre los objetivos militares y civiles" y los conflictos "golpean indiscriminadamente a la población civil".

"Ucrania y Gaza son una prueba evidente de esto. No debemos olvidar de que las violaciones graves del derecho internacional humanitario son crímenes de guerra, y que no es suficiente con evidenciarlos, sino es necesario prevenirlos", dijo.

En su larga intervención, el pontífice, que volvió a apelar a una "política de desarme mundial" y al diálogo como "alma de la comunidad internacional", además de evitar "las colonizaciones" y "polarizaciones ideológicas", repasó la situación internacional, en particular las guerras en Gaza y Ucrania, para las que pidió un alto el fuego y el inicio de negociaciones.

"Reitero mi llamamiento a todas las partes implicadas para que acuerden un alto el fuego sobre todos los frentes, incluso en el Líbano, y para la inmediata liberación de todos los rehenes en Gaza" y "pido que la población palestina reciba las ayudas humanitarias y que los hospitales, las escuelas y los lugares de culto cuenten con toda la protección necesaria".

Francisco recordó que "todos quedamos conmocionados por el ataque terrorista contra la población de Israel del pasado 7 de octubre" y que lo que provocó fue "una situación humanitaria gravísima con sufrimientos inimaginables".

"Confío en que la comunidad internacional promueva con determinación la solución de dos Estados, uno israelí y uno palestino, así como también un estatuto especial internacionalmente garantizado para la Ciudad de Jerusalén, de modo que israelíes y palestinos puedan por fin vivir en paz y con seguridad".

Además, la guerra en Gaza "desestabiliza ulteriormente una región frágil y cargada de tensiones", dijo, sin olvidarse del pueblo sirio, que "vive en la inestabilidad económica y política", como el libanés, al que dirigió "un pensamiento particular "con la esperanza de que (...) tenga pronto un presidente".

Francisco también se refirió a "la guerra a gran escala de la Federación Rusa contra Ucrania", destacando que tras casi dos años "la deseada paz no se ha logrado todavía", a pesar "de las numerosísimas víctimas y la enorme destrucción" y aseveró: "Es necesario que se ponga fin a la tragedia en curso a través de las negociaciones, respetando el derecho internacional".

Ora por problemas sociopolíticos

Y sobre "la tensa situación en el Cáucaso meridional entre Armenia y Azerbaiyán", exhortó "a las partes a llegar a la firma de un tratado de paz" porque "es urgente encontrar una solución a la dramática situación humanitaria de sus habitantes" y "se favorezca el regreso de los desplazados a sus hogares de forma legal y segura".

En África destacó "el sufrimiento de millones de personas debido a las múltiples crisis humanitarias (...) a causa del terrorismo internacional, de los complejos problemas socio-políticos, y de los efectos devastadores del cambio climático" y recordó "los dramáticos acontecimientos en Sudán", "así como las situaciones de los desplazados en Camerún, Mozambique, República Democrática del Congo y Sudán del Sur".

Y respecto al continente americano, el pontífice dijo que "si bien no hay guerras abiertas", "existen fuertes tensiones entre algunos países, por ejemplo entre Venezuela y Guyana, mientras que en otros, como Perú, observamos fenómenos de polarización que socavan la armonía social y debilitan las instituciones democráticas".

Con información de EFE.

PUBLICIDAD 3M


Tu aporte nos permite informar desde el exilio.

La dictadura nos obligó a salir de Nicaragua y pretende censurarnos. Tu aporte económico garantiza nuestra cobertura en un sitio web abierto y gratuito, sin muros de pago.



Redacción Confidencial

Confidencial es un diario digital nicaragüense, de formato multimedia, fundado por Carlos F. Chamorro en junio de 1996. Inició como un semanario impreso y hoy es un medio de referencia regional con información, análisis, entrevistas, perfiles, reportajes e investigaciones sobre Nicaragua, informando desde el exilio por la persecución política de la dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo.

PUBLICIDAD 3D




Expertos ONU: Enjuiciar a Ortega, Murillo y “cadena de mando de la persecución política”