PUBLICIDAD 1M

PUBLICIDAD 4D

PUBLICIDAD 5D

Régimen recrudece la vigilancia contra presos políticos en La Modelo

Las medidas restrictivas se impusieron para evitar que los reos de conciencia organicen otra huelga de hambre para demandar su libertad

Los familiares llamaron a los 222 excarcelados y desterrados a continuar luchando para que en "Nicaragua no quede un solo preso político"

5 de noviembre 2022

AA
Share

El régimen orteguista ha impuesto un mayor control y vigilancia sobre los presos políticos en el Sistema Penitenciario Jorge Navarro, conocido como La Modelo, luego que al menos 20 reos de conciencia estuvieron por más de dos semanas en una huelga de hambre, en demanda de su libertad y el respeto a sus derechos humanos.

Si hay más control y más restricción dentro del Sistema. Los están vigilando más, los están teniendo a mecate corto”, confió un familiar de uno de los presos políticos, que solicitó anonimato por temor a represalias, debido a que la misma intimidación ejercida por los funcionarios ha provocado que los parientes de los reos de conciencia guarden silencio sobre las arbitrariedades que padecen por temor.


Allan Gómez, miembro de la Unión Nacional de Presas y Presos Políticos Nicaragüenses (UPPN), aseguró que los reos políticos sufrieron represalias por parte de funcionarios del Sistema, obligándolos a desistir de la huelga de hambre. Les tomaban fotografías durante la entrega de comida, aunque no la consumieran.

En las visitas, algunos parientes se quejaron del control excesivo y comentaron que los funcionarios les decían que conversaran con sus parientes presos para que desistieran de la privación de alimentos y de compartir información entre ellos mismos y con los medios de comunicación. Eso ha provocado que los “familiares no quieran hablar mucho al respecto”, señaló Gómez.

En La Modelo están recluidos 89 reos de conciencia —incluidos diez presos políticos antes de 2018— de 220 que mantiene encarcelados el régimen orteguista en los diferentes penales del país, según datos contabilizados hasta septiembre por el Mecanismo para el Reconocimiento de Personas Presas Políticas.

En varias ocasiones sus familiares han denunciado los maltratos que reciben en los penales, sometidos a escasez de agua, deficiente atención sanitaria, hacinamiento, amenazas por parte de custodios, requisas excesivas y control fotográfico contra su voluntad.

El recrudecimiento de la represión, según un familiar, busca “controlarlos” para que no se sumen a ningún tipo de manifestación dentro de la cárcel, donde permanecen revueltos con reos comunes, imposibilitando una mejor organización, expresó.

Según Gómez, de UPPN, los reos de conciencia tienen derecho a siete personas autorizadas para que los visiten, pero desde hace unos meses, eso cambió. Actualmente solo autorizan de una a tres personas para ingresar al penal, convirtiéndose en una medida “generalizada” para los presos políticos. De hecho, esa fue una de las razones por las que iniciaron la huelga de hambre, sumado a que a varios les han restringido las visitas conyugales.

Estas condiciones han conllevado que algunos presos políticos busquen otras formas de protestar. La UPPN recibió información que el pasado sábado 29 de octubre, dos reos de conciencia golpearon los barrotes de su celda exigiendo su libertad. Uno de ellos —cuya identidad se mantiene en reserva— fue golpeado y trasladado a las celdas de máxima seguridad; una amenaza que es recurrente contra los otros cautivos.

71 días en aislamiento en El Chipote

Mientras tanto en la Dirección de Auxilio Judicial (DAJ), El Chipote, prevalece el silencio sobre la programación de visitas de reos de conciencia, que cumplen este sábado 71 días de incomunicación total con sus familiares. Los policías no brindan información y los parientes cuentan los días esperando que los convoquen después de esta larga espera, solo superada por los casi 95 días, que permanecieron aislados tras ser capturados, a finales de mayo de 2021.

Uno de los familiares bajo anonimato señaló que “hay una desesperación generalizada”. “Los presos políticos después que pasan los 30 días empiezan a tener ansiedad porque ya vienen las visitas y esto que han pasado más de dos meses es inhumano y una tortura psicológica extrema”, expresó.

En una reciente entrevista en el programa Esta Semana, el especialista en derechos humanos, Uriel Pineda, señaló que la incomunicación a la que el régimen somete a los 27 reos de conciencia en El Chipote es parte de una "estrategia" para evitar el flujo de información para la denuncia de los tratos crueles de los que son víctimas; principalmente, contra los presos políticos Dora María Téllez, Irving Larios, Miguel Mendoza y Róger Reyes, que desde mediados de septiembre están en huelga de hambre.

Los dos primeros protestan para que cese el sistema de torturas, y los segundos para ver a sus hijas, a quienes no abrazan desde hace más de un año.


Archivado como:

PUBLICIDAD 3M


Tu aporte nos permite informar desde el exilio.

La dictadura nos obligó a salir de Nicaragua y pretende censurarnos. Tu aporte económico garantiza nuestra cobertura en un sitio web abierto y gratuito, sin muros de pago.



Redacción Confidencial

Confidencial es un diario digital nicaragüense, de formato multimedia, fundado por Carlos F. Chamorro en junio de 1996. Inició como un semanario impreso y hoy es un medio de referencia regional con información, análisis, entrevistas, perfiles, reportajes e investigaciones sobre Nicaragua, informando desde el exilio por la persecución política de la dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo.

PUBLICIDAD 3D


Cid Gallup: Mayoría de nicaragüenses demanda liberación del obispo Álvarez